Blanquear los dientes ¿Es solo estética?

blanqueamiento

En el podio de las consultas odontológicas más frecuentes a nivel mundial se cuenta el tratamiento de blanquear de dientes. Las estadísticas hablan por sí solas: en 2020, 37 millones de estadounidenses realizaron algún tipo de tratamiento para blanquear sus dientes, mientras que ese mismo año el mercado global del blanqueamiento de dientes superó los 6.000 millones de dólares, y se espera que sobrepase los 8.200 millones para 2026.

Pensar en blanquear los dientes es un asunto sobre todo estético, pero eso no significa que sea trivial. Muchas personas padecen de manchas en los dientes, o de un color amarillento, que contribuye a un aspecto descuidado, afectando la autoestima y la relación con el entorno, ya sea en la intimidad de la pareja, con amigos o con compañeros de trabajo.

Dejar los dientes blancos y relucientes mejora la vida en todos esos aspectos. Además, suele impulsar un mejor cuidado bucodental y estimular mejores hábitos de alimentación, porque la persona que acaba de recibir su “nueva” dentadura quiere que dure lo más posible, tal como cuando nos compramos un par nuevo de relucientes zapatos.

Aunque hay factores, como la edad, que pueden contribuir a la decoloración de los dientes, muchos tienen que ver con la conducta. El esmalte puede mancharse por ingerir demasiado generosamente bebidas tales como: té, café, vino tinto, así como alimentos de colores fuertes, como frutos rojos o remolachas. Por supuesto, el tabaco también mancha los dientes.

Blanqueamiento en manos de profesionales

Todo esto, por supuesto, dentro de lo razonable y sin exagerar: hay distintos niveles de blanqueamiento, y tampoco es cuestión de que se vuelva en contra y que parezca que cada vez que sonreímos alguien prendió la luz en la habitación.

Para evitar disgustos, lo recomendable es, no solamente consultar con el odontólogo, sino dejar que el profesional se haga cargo del proceso. Porque, si bien existen métodos  de aplicación casera, son menos efectivos que los que se realizan en una clínica dental especializada, además de que se corre el riesgo de cometer errores en el tratamiento que den resultados decepcionantes o, peor, que comprometan la salud bucodental. Equivocarse al seguir las instrucciones puede dar lugar a sensibilidad dental, irritación en las encías y, paradójicamente, manchas en los dientes.

Variedad de tratamientos para el blanqueamiento de dientes

Tanto en los tratamientos caseros como en los profesionales, el blanqueamiento se basa en la aplicación de un gel sobre los dientes, a base de peróxido. Una de las principales diferencias entre los productos para utilizar en casa y los usados por odontólogos se halla, precisamente, en la concentración de peróxido, que es mucho más fuerte en los blanqueadores profesionales, lo cual proporciona mejores resultados.

Habitualmente se usa un tratamiento “por fotoactivación”, que fortalece y acelera el proceso, y que consiste en la exposición a un tipo de luz durante cierto tiempo. Estas pueden ser: luz ultravioleta (UV), luz halógena, láser o luz LED.

Los procesos de blanqueamiento profesionales pueden realizarse de una vez, pero por lo general demoran más de una sesión. Algunos incluyen aplicación en la casa, con materiales y según instrucciones provistos por el dentista. La duración de los dientes blancos es variable: como su permanencia se debe, en parte, al menor o mayor cuidado del usuario, puede mantenerse de menos de un año a dos o tres años.

Los diversos métodos de blanqueamiento no son para todos. Aquellas personas con coronas, obturaciones u otros tipos de modificaciones en los dientes no son buenos candidatos, ya que el blanqueador no altera el color del material artificial. En esos casos se recomienda el uso de carillas, que son láminas (de porcelana o de composite) que se realizan a medida y se adhieren al frente del diente.

Otros beneficios de blanquear tus dientes

Además de los beneficios que proporciona en cuanto a la confianza personal, el blanqueamiento también colabora en la salud bucodental. El peróxido mata las bacterias y cumple un rol en mantener a raya las caries y enfermedades de las encías, así como la formación y adherencia de la placa bacteriana, entre otros beneficios. 

Hola René incluye en su plan Odonto Total el blanqueamiento de dientes, realizado por profesionales de primera línea, además de cubrir todo lo relacionado con la salud dental, desde limpieza general y arreglo de caries hasta conductos, extracciones, cirugía bucal, implantes y prótesis. Tenemos el mejor plan para tus necesidades a un costo realmente accesible. Simplemente dejanos tus datos y un asesor te detallará los beneficios y requisitos para contar con la cobertura.

Sumate a Hola René y empezá a mostrarle tu sonrisa al mundo.

*El contenido de este sitio se ofrece a título meramente informativo y educativo, y no debe tomarse como un consejo médico de ningún tipo. Ante cualquier duda de salud o síntomas de enfermedad consulte a su médico.

2 comentarios en “Blanquear los dientes ¿Es solo estética?”

  1. Pingback: Sensibilidad dental ¿Qué es? - Hola Rene

  2. Pingback: Odontología: 5 Consejos Esenciales para el Cuidado de Tus Implantes Dentales - Hola Rene

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más notas

alergias en primavera
Consejos de salud

Alergias en primavera: cómo prevenirlas

Con la llegada de la primavera, muchas personas anticipan en su cuerpo la explosión de colores y fragancias que caracterizan esta estación del año. A

¡Dejanos tus datos!

Un asesor se comunicará en minutos.


Contacto Ventas